sábado, 24 de abril de 2010

Burocratizar la vida, según Punset

Que conste que Punset me cae bien, pero tiene algunos patinazos escandalosos. En este artículo hablaba de que "han eliminado las huellas del amor y del afecto cuando entramos o salimos del trabajo, del ascensor...". Y pega dos mails que le enviaron candidatos a trabajar en su productora:
Les reproduzco a continuación el e-mail que acaba de enviar un biólogo candidato a un puesto en la productora audiovisual Redes, después de haberse quedado, por culpa de la crisis, sin trabajo. (***) «Necesito saber: 1. Cuál sería exactamente mi función. 2. Qué comisión tendría por cliente conseguido. 3. En qué lugar físico estaría ubicado. 4. Tengo entendido que, de ser así, tendríamos vinculación por contrato mercantil».

Casualmente, el mismo día se recibió en la sede de la productora una notificación de otro candidato, esta vez de una psicóloga, que decía lo siguiente: «Me han dicho aquí, en la empresa en que trabajo en Huelva, que no podrán renovarme mi contrato a partir de mayo porque la crisis los obliga a efectuar ajustes de plantilla. Ahora bien, estoy tan entusiasmada con todos los proyectos de la productora que quisiera estar al cien por cien cuando fuera posible, inclusive antes de mayo».
Ambos mails, como aclara luego Punset, pertenecen al mismo paso en el proceso de selección. ¿Qué veis vosotros? Yo veo:

a) un tipo profesional que se preocupa de aspectos fundamentales de su relación contractual
b) una pelota de mierda que roerá los huesos que le echen

¿Qué ve Punset?
En el (***) de arriba pone: "Sólo quería unas aclaraciones, pero su encuesta estaba tan alejada de lo que William James tenía en la cabeza a comienzos del siglo pasado que hacía falta machacar el alma para seguir ayudándolo a buscar un trabajo"

Más abajo: La primera misiva es perfectamente legal y su interés, incuestionable. ¿Cómo no pretender, a la hora de buscar un puesto de trabajo con o sin crisis, saber con exactitud los interrogantes que se plantean en la carta? Es más, la sugerencia de la otra candidata al puesto olvida puntualizar cláusulas del contrato que podrían ser posteriormente fuente de confusión y decepciones. Ahora bien, me gustaría pedirles a mis lectores que, con la mano en el corazón, elijan a un candidato o a la otra para un puesto de trabajo imaginado. Se trata de dos finalistas en este concurso virtual cuyos historiales han sido cotejados y analizados sobradamente. En igualdad de condiciones de conocimientos adquiridos y pretensiones, ¿a quién elegirían: al biólogo o a la psicóloga?

Yo creo que no lo dudaría, porque han burocratizado tanto nuestra vida los que supuestamente están para protegerla que han eliminado las huellas del amor y del afecto cuando entramos o salimos del trabajo...
Dice del biólogo que "hacía falta machacar el alma para seguir ayudándolo a buscar un trabajo"; y a preguntar datos que van a ser importantísimos en su vida lo llama "burocratizarla". Yo creo que preguntar ese tipo de cosas es, precisamente, protegerte de aquellos que pretenden convertirte en una máquina a su servicio, que además son los que tratan de convencerte de que sientas tu empresa como propia, todos estamos juntos en esto, blablabla, ignorando que los dueños se están pagando el tercer chalecito y tú la casa más barata que pudiste encontrar. Sirve para protegerte de los que podrían robarte la vida.

Yo, desde luego, tan solo con estos datos, no tendría ninguna duda sobre a quién contratar.


PD: la psicóloga esa apesta a trepa que tira patrás. Por si me lees, espero que te vaya bien en tu nuevo empleo, ¡BRUJA! Si es que nosotros mismos somos nuestro peor enemigo...

PPD: la verdad es que juzgar a alguien tan solo por cuatro líneas de un mail es, como mínimo, arriesgado. Pero ya que Punset lo hace no voy a ser yo menos :P

13 comentarios:

  1. Los dos me han parecido horribles, la verdad.

    PD: He soñado contigo :P

    ResponderEliminar
  2. Quedan un poco raros, sí, pero entiendo que estarán algo editados por razón de espacio; creo que Punset es lo bastante listo como para haberse quedado con la esencia del asunto.

    PD: entre esto y haber dormido en la misma cama que tú (aunque no mientras estabas dentro :P ) voy a ser la envidia de la blogosfera XD

    ResponderEliminar
  3. ¡¡¡QUÉ HAS HECHO QUÉ!!! Jodíos barbudos, habría que matarlos a todos (y en concreto a ti) de una forma dolorosa, entre horribles estertores, ¡Barbijaaaaaa, cómo pudiste! XD

    ResponderEliminar
  4. jajajajajja, en ocasiones veo barbaaaaasss

    ResponderEliminar
  5. Vamos, que analizando el texto de la psicóloga, se observa que dice "Se la chupo a mis jefes, doy por culo a mis empleados".

    ResponderEliminar
  6. Por hacer de abogado del diablo :)

    La bióloga puede ser una trepa perfectamente, pero también hay más posibilidades. Como que sea una persona que necesita desesperadamente el trabajo y no le importe humillarse por ello, por ejemplo.

    A mí también me inspiraría más confianza el primer caso, pero como bien has dicho, no se puede juzgar a alguien por cuatro líneas :)

    ResponderEliminar
  7. Jeje, sí, esa era la otra opción, pero la verdad es que ando cabreado por esa forma de vendernos que arrastrarse es bueeeeno.

    ResponderEliminar
  8. generalmente a la gente q entrevista no le gusta nada q el sujeto les pregunte de sueldo (paxta), horarios de trabajo y vacaciones.

    Curioso pero cierto, en eso coinciden todos con los q he hablado

    ResponderEliminar
  9. Voy a meterme con el primero, venga: hay un "tempo" en la búsqueda de empleo. Entrar a saco como el biólogo no es una buena estrategia. A mí me da que en realidad no es un profesional ya que no pregunta sobre su trabajo sino sobre cuánto tiempo tendrá que trabajar y cuándo. La primera pregunta es para juzgar si le van a exigir demasiado. Para causar mejor efecto debería haber visto algún programa de Punset e incluir ¿podré proponer ideas que se me ocurran sobra mejoras en la producción? ¿se verá mal que sea creativo em las tareas que tengan que hacer?
    Sobre la chica no sé, las mujetes son más complicadas, no como nosotros, nunca sabremos qué había detrás de su comentario. Las suposiciones que haces, Lamarch querido, serían válidas para un hombre, abandona toda esperanza de lo sean para ellas.

    ResponderEliminar
  10. Cnn: joé, ¿y qué esperan, que vayan a currar sin saber cuánto cobras y a qué hora entras y sales? Cada vez entiendo menos a la gente, ¿no tienen la menor empatía o qué cojones pasa? ¿Qué es lo que les gusta que les preguntes?

    Ángel: en el artículo deja claro que es el final de la selección, no el principio. Aunque lo que propones para ganarse a Punset no está mal pensado XD

    ResponderEliminar
  11. >Aunque lo que propones para ganarse a Punset...
    Ya en serio, creo que el asunto de la estrategia es algo que la gente debería hacer. Es difícil engañar a un entrevistador con experiencia pero no hay ni que parecer que sólo vas por la pasta ni caer en el lameculismo. Como siempre, un equilibrio es lo mejor.

    Respecto al Punset en concreto: sus juicios son fáciles de sostener cuando hace tanto tiempo que vives bien que ya se te ha olvidado cuando eras meritorio o becario. Esa distancia hace que te alejes poco a poco de la realidad (bastante cruda).

    ResponderEliminar
  12. Yo opino como Punset.

    ¿Dónde ha quedado el amor?

    Ah, el amor...

    ResponderEliminar
  13. Buscando otra cosa años después me encuentro esto y aclaro: el imbécil de Puset ya no me cae bien XD

    (Tampoco recordaba que Barbijaputa hubiera soñado conmigo XD )

    ResponderEliminar

Cada comentario te da un punto de experiencia. Usa tu recién adquirido poder con sabiduría.